Página 21

[…] clavas en el pecho. El dragón con un grito de dolor retrocede, cayéndose en un pozo que había detrás suyo. No sabéis si vive todavía o no pero se ha abierto una salida y pasáis por ella. Kara se des­pide de vosotros.

-El mundo exterior no es mi mundo -os dice Kara-. Yo pertenezco a aquí así que, adiós. Hasta siempre.

-Adios, Kara. Espero que consigas volver a tu reino y allí puedas reinar. Adiós. No te olvidaré -la besas en la mejilla, la estrechas las manos entre las tuyas y te das la vuelta.

Después de una hora de camino llegáis a casa. Pero aunque estás deseando contarlo todo te contienes, total, ¿quién te iba a creer?

3 thoughts on “Página 21

    1. ¡Me alegra que hayas disfrutado con tu aventura, Oliver!
      He podido leer que no tuviste tanta suerte con algún otro fin.
      Sigue probando, ¡un universo de libros te aguarda!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.