Página 53

Seguís avanzando intentando encontrar por fin la salida. El ambiente parece de una película de terror, con esqueletos humanos colgados en las pa­redes, éstas cubiertas de musgo y telarañas, cien­tos de ratas corriendo por el suelo, un viento gé­lido que te penetraba hasta los huesos, ruidos que parecen gritos agonizantes…, y para colmo, la oscuridad. ¡Se os han acabado las pilas de las lin­ternas! Yendo a tientas, palpando las paredes para seguir el camino. Entonces ves un pequeño claro a unos diez metros delante de ti.


Decides averiguar que es, pasa a la página 24
Avisas al resto del grupo, pasa a la página 75